El tema más importante y constante es el animal, en sus animales plasma en gestos, actitudes y movimientos de gran sutileza, la nobleza de la conducta de esos seres y su vínculo con el entorno y las fuerzas esenciales de la vida; también plantea su honestidad de propósito, la intención clara y sin engaños que el escultor dice añorar de la conducta humana.

La animalística de José Sancho se refiere a los animales; a través de ellos el autor se refiere a los hombres, sin por eso convertir sus figuras en metáforas de la conducta humana. Con igual intensidad su escultura trata de lo estético: del material, de la forma, del espacio, de lo posible en la escultura como dimensión plástico expresiva. Su concepción de la forma y de sus posibilidades y propiedades del lenguaje plástico, siendo muy racional, posee la dimensión emotiva de una forma elegante y sofisticada.

Tomado de La animalística en el arte costarricense. De Ileana Alvarado y Efraín Hernández